• TerapiasContextuales.Com

Ideas sobre relaciones y su efecto en Terapia de Pareja


El martes 19 de Junio tuvimos una clase online para el alumnado de nuestra formación en Terapia Integral de Pareja, y se abordaron temas y dudas interesantes que hoy vamos a comentar.

LAS IDEAS O PENSAMIENTOS COMO CAUSA DE LOS PROBLEMAS DE PAREJA

Muy en la línea de la terapia cognitiva, muchos terapeutas de pareja pueden asumir que el origen de los problemas que una pareja tiene está en que uno o dos miembros de la pareja tienen ideas/ creencias/ esquemas disfuncionales/ irracionales.

Esto implicaría que Ana y Pablo discuten porque Pablo piensa que Ana debe hacerle caso siempre. Si se asume esto, aceptamos que la causa de la conducta es el pensamiento: Pablo piensa (A), por tanto (causa) discuten (B). Así, la intervención iría orientada a cambiar ese pensamiento o creencia en Pablo, para que la pareja avance.

El problema de esto es que el trabajo no tiene nada que ver con la pareja como equipo: el problema se localiza en uno, que es el que "funciona" mal, y para que la pareja vaya bien, eso debe cambiar.

En Terapia Integral de Pareja, el objetivo no es cambiar el pensamiento o la creencia. Hablando con ambos miembros, podemos darnos cuenta de que su diálogo refleja una narrativa concreta (reflejo de sus creencias sobre relaciones), y asume los siguientes puntos:

  1. Un pensamiento, una emoción o un recuerdo tienen sentido en la historia de la persona: no está mal per se.

  2. Nadie tiene culpa por pensar, sentir o recordar.

  3. El problema está en la manera en que se maneja, como equipo, diferencias sobre lo que se debe pensar, lo que se debe sentir o el dolor producido por recordar algo difícil.

  4. La solución vendría cuando la pareja esté unida aún con sus diferencias de pensamientos, emociones y recuerdos, y esas mismas diferencias no afecten a la manera en que se tratan.

MICROINFIDELIDAD

Este término, relacionado también con las ideas y creencias sobre la pareja, parece haber sido acuñado por una compañera psicóloga y reflejado en una de sus columnas habituales: por suerte, generó controversia.

Se define una microinfidelidad como "cualquier acción que tenga una persona, que esté en una relación íntima seria, y que implique un acercamiento inadecuado a una tercera persona sin que sea algo explícito".

Se ponen algunos ejemplos como "dar like en una foto de tu ex en Facebook", "tener en tu agenda a chicos/as con quien tuvieras algo en el pasado", "seguir hablando con personas con quien tuviste una relación", "chatear por What'sApp a altas horas de la noche", "bloquear el móvil o bajar la pantalla de tu portátil en presencia de tu pareja".

Según esta psicóloga, observar estos comportamientos en tu pareja justificaría preguntarle y hablar sobre el tema, eso sí, de una manera fría y objetiva.

En la clase del martes comentábamos cómo actuaríamos si, en consulta, alguno de los miembros sacaba algo parecido, como que su pareja le es infiel porque hace este tipo de cosas. En algo parecía que estábamos de acuerdo: "antes esto no pasaba", se decía, en alusión a que What'sApp, Facebook y demás redes sociales dan una dimensión aparentemente nueva a la confianza y la fidelidad.

Aquí, llegamos a algunos puntos que pueden ser útiles para abordar este asunto en consulta:

  1. Permitir la expresión suave. Se aprovecha la ocasión para pedir a la persona que practique la expresión desde el "yo": "yo siento inseguridad cuando veo que él hace", siempre es mejor que "él me quiere engañar, es un mentiroso".

  2. Permitir la expresión suave de la otra parte. Dado que son un equipo, hacemos partícipe al otro miembro, a quien podemos preguntar: "Ahora mismo estás observando lo que tu compañero/a te transmite sobre cómo se siente, ¿cómo es esto para ti?"

  3. Observar el impacto. Ayudamos a la pareja a que valoren cómo se comportan cuando este asunto, al que podemos etiquetar como "sospecha separadora", aparece. ¿Se unen?, ¿se separan?, ¿se critican? La idea aquí es aclarar los procesos de Polarización (vilipendios y coerción), para poder trabajarlos posteriormente. Ya, por tanto, se empieza a trabajar el hecho de que el problema no es un miedo o una sospecha: el problema es la manera en que ambos miembros de la pareja actúan ante ello. En presencia de la sospecha separadora, quizás él siga preguntando cada vez más y se enfade con ella porque no le dice la verdad, mientras que ella se siente cada vez más controlada y se enfada con él por no confiar en ella de base.

  4. Trabajar en Unión empática y Separación unificada. Tener en cuenta las emociones y sospechas de cada uno en su contexto histórico disminuye el ataque y la crítica continua, y buscar la unión a través de actos concretos dejando a un lado la sospecha separadora hace que su relación tenga sentido. La pareja puede, así, llegar a un punto en el cuál quizás él se comprometa a expresar de manera suave cuando tiene miedo, mientras que ella se compromete a -sin ceder ni darle seguridad o razones para confiar más- recibir esa expresión de vulnerabilidad y responder con cariño y cercanía.

De esta manera, vamos a poder plantear un contexto terapéutico en el cuál se fomente la unión y el equipo, antes que el cambio unilateral o la separación.

¿POR QUÉ ESTO ES IMPORTANTE?

Los terapeutas de pareja no somos ajenos a nuestra cultura.

Formamos parte de un contexto que facilita ciertas maneras de pensar y de sentir ante determinados sucesos, y hacemos bien en plantearnos cuáles son nuestras propias ideas de relaciones, de igualdad/feminismo, y qué hacemos en nuestro día a día para reflejarlo y ponerlo en práctica.

La idea no es pensar o sentir de una manera concreta: eso es irrelevante, el punto es darnos cuenta de la manera en que nosotros mismos nos comportamos en consulta en base a nuestras ideas -concebidas y/o preconcebidas- para saber dejarlas a un lado cuando el avance en terapia lo necesite.

Estas fueron las principales temáticas que tratamos en la clase, además de repasar los conceptos básicos de Terapia Integral de Pareja, y de que el alumnado pudiera consultar dudas sobre los casos que estaban llevando.

¡Recordad que nuestra formación es totalmente autónoma, sin clases programadas, 100% flexible! Desde que te matriculas, accedes a los contenidos y los tienes disponibles de forma permanente.

Haz click en la siguiente imagen para obtener más información sobre nuestro Curso Online en Terapia Integral de Pareja

#infidelidad #amor #romántico #relaciones #terapiadepareja #terapiaintegraldepareja #confianza #miedo #traición #microinfidelidad

57 vistas

© TerapiasContextuales.Com, Todos los derechos reservados. MÁLAGA.

info@terapiascontextuales.com   |  633 84 44 38   |   Málaga