• Administrador

Trastorno de Déficit de Atención e Hiperactividad, ¿realidad o invención? Jornadas sobre TDAH en Se


Este sábado 4 de Marzo en Sevilla tuvo lugar un encuentro increíble, ante todo, por calidad científica. Dos grandes figuras de la Psicología nacional y mundial, el neuropsicólogo premio nacional Javier Tirapu, y el Dr. Marino Pérez-Álvarez-supervisor de nuestro curso de Activación Conductual-, se reunieron para debatir desde dos enfoques muy diferentes sobre la cuestión del Trastorno por Déficit de Atención e Hiperactividad.

En un auditorio con más de 200 asistentes, la jornada empezó con la exposición de la tesis defendida por cada uno, para continuar la tarde con el debate. Esto fueron los puntos que se pudieron sacar en claro:

Por parte de Javier Tirapu destacamos lo siguiente:

  • Debemos apostar por el diálogo como responsabilidad científica ante la sociedad, no caer en atacar personas, podemos hablar y aunar por comprender.

  • La neuropsicología estudia la relación entre el cerebro y la conducta.

  • Si somos cerebrocentristas, también somos a la vez conductocentristas, porque es imposible para nosotros estudiar el cerebro sin relación con la conducta.

  • En los cuatro axiomas de Kandel queda reflejado que existe una relación entre cerebro y conducta, en ningún momento se habla ni se asume causalidad; un cambio terapéutico debe presentar un cambio conductual, que podrá tener un reflejo en el cerebro.

  • O no tenemos biomarcadores para el TDAH, o bien tenemos muchísimos. La neuroimagen no funciona así. No los tenemos tampoco para otros trastornos.

  • No tenemos biomarcadores, ni la neuroimagen debe ser el patrón para diagnosticar ni verificar un diagnóstico -errores inferenciales entre otros-, y aun así mediante pruebas neuropsicológicas hemos podido anticipar la evolución de trastornos neurológicos y adelantar el tratamiento; el resultado es que damos tiempo a las personas, tiempo de vida.

  • Si un psicólogo clínico o neuropsicólogo tiene éxito en sus tratamientos y no sabe por qué, ni sabe explicarlo ni hacer un modelo explicativo-predictivo, es un eficaz ignorante, y es inadmisible.

  • Cerebro, ambiente y aprendizaje interaccionan constantemente, de manera que no podemos establecer que la alteración de uno sea la causa del otro.

  • ¿Aún se va a decir que los neurocientíficos somos cerebrocentristas? ¿Aun afirmando una y otra vez que manejamos un modelo circular no lineal del estudio de la relación entre cerebro y conducta? ¿Aun afirmando que cerebro, aprendizaje y entorno se modulan entre sí?

Marino Pérez-Álvarez también dio interesantes aportaciones sobre el TDAH:

  • Es bueno saber ponerse de acuerdo, y también es bueno saber ponerse en desacuerdo.

  • El TDAH no puede sostenerse como entidad clínica, dado que sus cuatro patas -diagnóstico, condición neurobiológica, origen genético y antecedentes históricos- pueden ser refutadas.

  • Las revisiones de estudios sobre TDAH en búsquedas genéticas muestran dos cosas: inexistencia de evidencia, y persistencia sobre que la hay o la habrá.

  • Hasta tal punto presenta una gran dicotomía el modelo biomédico en el TDAH, que lo presentan como TDAH sí o TDAH no, afectado o no afectado, cerebro normal o cerebro anormal, enfermo o sano.

  • A nadie se le ocurre pensar que la causa de que un hombre sea taxista en Londres es que tenga el hipocampo más desarrollado que quien no lo tiene.

  • En el TDAH existen consensos, y cuando hay consensos no hay ciencia. ¿Imagináis matemáticos llegando a un consenso sobre cuántos lados debe tener un triángulo? Cuando hay datos de calidad y buenas mediciones, sobran los consensos. Y en el TDAH existen muchos, muchos consensos.

  • La inatención y la hiperactividad se aprende: no es como el pelo que te crece, ¡no! ¡Se aprende! Los padres pueden aprender principios conductuales para convertir a niños potencialmente TDAH en niños sin riesgo de TDAH.

  • El TDAH no debería haber salido de la escuela, los pedagogos y psicólogos tenemos herramientas de sobra.

A continuación resumimos las aportaciones que hubo durante el debate:

Tirapu: "Genética + Aprendizaje, yo discrepo con esto. Todo lo que somos tiene un componente genético. Nuestros genes no se activan si no están sometidos a condiciones concretas. Interacción genes ambientes: ser humano = genes X aprendizaje, ¿cómo la experiencia actúa sobre qué genes de qué manera?"

Tirapu: "Hay un error enorme: se dice que una enfermedad es un gen, y eso es un reduccionismo inviable. Eso no es cierto. Ningún genetista defiende hoy en día eso. Cualquier trastorno son varios genes en cadena producida en relación a cadenas de experiencias. Tenemos el deber de explicar cómo los genes y el aprendizaje interactúan, en este caso para el TDAH"

Tirapu: "La dualidad genes-ambiente es algo arcaico, no existe algo así. La doble hélice entrelazada es modulada por la experiencia, los grupos de histonas cambian en función de las experiencias que tengáis"

Tirapu: "La atención es un proceso atencional cognitivo, ¿estamos de acuerdo?"

Marino: "No"

Tirapu: "Necesitamos una visión holística y global para entender lo que les pasa a los niños y niñas con TDAH"

Marino: "Es muy importante siempre que se debate no solo ponerse de acuerdo, también saber bien ponerse en desacuerdo. Yo nunca atribuiría causas genéticas porque nunca aparecen, no se observan; sí que estoy de acuerdo en cuanto a la falsa dicotomía gen-ambiente, pero creo que la manera de Tirapu no es la correcta, porque sigue siendo igualmente dualista. Es una postura neodarwiniana, que no es sostenible en una perspectiva epigenética y del desarrollo, y tampoco es sostenible la tesis del gen nómada, es indemostrable"

Tirapu interrumpe: "Es indemostrable, al igual que toda la biología evolucionista en la cual se basan tesis validadas"

Marino: "Bueno sí, y esa perspectiva es aun así prisionera de un error neodarwiniano, lo determinante es el ambiente, aún si existiera ese gen -que no- la cuestión es que aún alguien teniendo todo el conjunto de genes TDAH, podría igualmente no serlo, dado que el ambiente debería propiciarlo igualmente; es un error ideológico"

Tirapu: "¿Mío?"

Marino: "Bueno, de quien lo sostenga, pero hablando del gen nómada, podríamos también pensar de las habilidades que son reforzadas por el entorno, seleccionadas siempre. Quizás hoy en día la sociedad promueve habilidades típicas de ser TDAH, atento a todo lo que se mueva. Quizás hoy en día sea más reforzado el TDAH antes que hace miles de años. Quizás sea el ambiente de la sociedad el que promueve el TDAH. Se le podría dar la vuelta a la historia del gen nómada"

Marino: "¿Cuál es la causa material del TDAH? Ciertas conductas, comportamientos, tipificados. No es el gen ni el genoma, es el comportamiento, no es la materia neurofisiológica, la forma del TDAH es el diagnóstico. Causa eficiente: quién hace que eso sea así, qué actores o artífices lo hacen como causa aristotélica, actores, no factores, en el caso del TDAH es el clínico que legitima una entidad y etiqueta, que a su vez fue inventada en el DSM, con una historia anterior, consensos es decir anti-ciencia. La causa final es la cantidad de funciones que el TDAH cumple en nuestra sociedad, la utilidad que presta, como ayudas y subvenciones a recibir. Esas son las causas del TDAH, sin negar el problema, sin negar que el TDAH es un hecho real, explico cómo se ha hecho real, y no atribuyo descubrimiento a genes ni neurociencia"

Marino: "Yo no estoy de acuerdo con vincular la atención vinculada únicamente al cerebro"

Tirapu: "¿A qué más la vincularías?"

Marino: "Estoy de acuerdo en que no hay nada humano que no esté vinculado al cerebro"

Tirapu: "Vale"

Marino: "Es una diferencia de énfasis, yo pondría la atención como un tipo de acción, de operación, del organismo como un todo, ya no es para mí un filtro de la mente, de los procesos cognitivos del cerebro, sino que es un tipo de acción del organismo, y con lo que respecta a la memoria pasaría lo mismo, está vinculado al cerebro, claro, si no estaríamos muertos, pero la memoria es acción, la memoria a corto plazo es un componente de una acción, ligado todo a contextos ambientales, finalmente entendería la atención y la memoria como la nueva teoría cognitiva de cuatro ejes, que rompe almacenajes y que implica al individuo y al organismo como un todo en relación a los contextos"

Tirapu: "Se me atribuye algo que no he dicho, no he dicho que la causa sea genética. La genética es libre y nos hace tan libres como el aprendizaje, no es determinista. Sin embargo, no estoy de acuerdo en que se premie la hiperactividad, porque el trastorno es el TDAH, y no el contrario, los trastornados son los que tienen un exceso de actividad, ¿y sin embargo se premia? Yo considero que a partir del movimiento y de la acción generamos los procesos cognitivos, estamos de acuerdo en eso, la memoria, el lenguaje, son activos, todo es activo, interactivo, inter-actuantes, es lo que ahora se llama conectoma, ¿estamos de acuerdo?"

Marino: "No"

Tirapu: "Vale, no porque te recuerda a cerebro, vale"

Tirapu: "A lo mejor estamos diciendo lo mismo pero con lenguaje distinto"

Marino: "No no"

Tirapu: "Pero si no he dicho nada aún, es un prejuicio"

Marino: "Sí sí, todo es un prejuicio, siempre los hay, prejuicios derivados de postjuicios"

Tirapu: "Entonces nunca puedo tener razón"

Marino: "Bueno"

Tirapu: " [...] entonces los cerebros interactúan..."

Marino: "¡No, no, por Dios! ¡Los cerebros no interactúan!"

Tirapu: "Bueno, los cuerpos, las identidades"

Marino:"Los sujetos, los sujetos, ¿qué problema tienes con el término sujeto"

Marino: "El sujeto sería antes la piel que el cerebro"

Tirapu: "¿Entonces por qué alguien pierde su sentido de la identidad cuando se lesiona el lóbulo prefrontal y no cuando se quema la piel?"

Marino: "Yo no defiendo lo contrario"

Tirapu: "¿Entonces cómo lo explicas?"

Marino: "Eso no significa que la conciencia esté ubicada ahí mismo"

Tirapu: "La identidad del yo está en el cerebro, y bueno, avancemos con más temas"

Tirapu: "La memoria de trabajo que se ha defendido aquí no es la correcta, eso es un error, no asumimos eso. La memoria de trabajo es una metáfora, el sistema de memoria de trabajo de Badeley no es un sistema, tienes toda la razón, pero sabemos que eso no es así, eso es arcaico, ya nadie defiende eso, ¿estamos de acuerdo en que esos almacenes no existen?"

Marino: "Sí"

Tirapu: "Bien, la memoria autobiográfica está almacenada y es respuesta, [relata el episodio de la magdalena de Proust] ¿ves? Sin problemas, sin prejuicios"

Marino: "Vale"

Tras lo que parecen ser diferencias irreconciliables en torno a las cuestiones conceptuales, que ha generado un acalorado intercambio de contenido poco provechoso para el debate con la intervención de ambos bandos del público muy polarizado a favor y en contra, moderadores intervienen y se centra la comunicación en puntos en común de tratamiento y práctica en TDAH.

Tirapu ha compartido experiencias útiles para el abordaje del TDAH, y ahora le toca el turno a Marino. El público aplaude, ahora sí, a ambos por salir del enredo conceptual.

Ambos parecen estar muy de acuerdo en el tratamiento, aunque no coincidan en absoluto en el ámbito conceptual.

Se va concluyendo el debate, los moderadores presentan conclusiones:

  1. No hay unión teórica ni conceptual

  2. Se reconoce que el TDAH no es una enfermedad

  3. Se reconoce que el TDAH es un problema que puede ser abordado sin medicar de manera eficaz y eficiente

¡Muchas gracias por leernos!


745 vistas

© TerapiasContextuales.Com, Todos los derechos reservados. MÁLAGA.

info@terapiascontextuales.com   |  633 84 44 38   |   Málaga